Buscar este blog

14 de febrero de 2017

10 Besos de Película (1ª parte)



Sidney Lumet dirigió en 1988 “Un lugar en ninguna parte”, un drama  intimista  sobre la huída permanente de una familia de activistas revolucionarios y las consecuencias que tiene en sus hijos adolescentes esa existencia desarraigada. En su momento la película recibió dos nominaciones a los Oscar, a mejor actor secundario para el joven y prometedor River Phoenix, y al mejor guión. No se  llevó ninguno de los dos premios pero sí un Globo de Oro.
River Phoenix y Martha Plimpton  ya habían coincidido antes en “La costa de los mosquitos”, y al parecer cuando se conocieron no se aguantaban pero el roce hizo el cariño y los dos estuvieron saliendo en la vida real. De hecho Martha fue uno de los grandes amores de River, algo que explica la gran química que había entre los dos.





En los años 80 John Hughes dirigió, escribió y produjo varias de las películas para adolescentes más taquilleras de la época. La más famosa fue “El club de los cinco” (1985). “Una maravilla con clase” (1987) es una de sus películas consideradas menores, un forzado drama juvenil que trata básicamente sobre lo que es ser adolescente; insatisfacción, rebeldía, padres controladores, amores platónicos, sueños de futuro, frustraciones y triángulos amorosos. Lo mejor de esta historia es esta escena del beso entre Keith y Watts, los dos “cuquis” protagonistas.





En 1963 habían ciertos temas tabús que no solían tratarse en el cine. “Amores con un extraño”  habla sin tapujos de las relaciones extramaritales y del aborto. Por aquel entonces el código de censura, conocido como código Hays, aún estaba vigente, pero empezaba a perder presencia cada vez más. Natalie Wood realiza aquí uno de las mejores interpretaciones de su carrera, y junto a Steve McQueen forma una de las parejas más explosivas del séptimo arte. Cada vez que los dos se juntan saltan las chispas, como puede comprobarse en esta escena:

 (A partir del minute 3:05. Cuidado, spoilers hasta el final del vídeo)



Para los de mi generación, Casper fue una película que nos marcó por su ternura, su emotividad y su diversión. Y además por la escena del beso entre el fantasmita Casper (Devon Sawa) y Kat (Christina Ricci). Una escena que siempre es un placer volver a visionar.





Para Ben Stiller “Reality Bites” fue su estreno como director de cine, también participa en ella como actor, junto a dos guapos oficiales de los 90, Winona y Ethan. La película, con una estética muy “grunge”, es un reflejo del estilo de vida de la llamada “generación X” y toca temas muy variados, desde la homosexualidad, al sida, pasando por todo un catálogo de distintas dudas existenciales. La química de los dos protagonistas es evidente, y a día de hoy, más de 22 años después, ambos siguen siendo muy buenos amigos.







10 de febrero de 2017

La química del amor

O dicho de otra forma, ¿por qué nos enamoramos?

Desde el punto de vista bioquímico, el enamoramiento comienza en la corteza cerebral. Posteriormente pasa al sistema endocrino y se transforma en una respuesta fisiológica y en cambios químicos originados por la segregación de dopamina en el hipotálamo.


El amor actúa igual que una droga en nuestros cerebros. La vista y el olfato tienen mucho que ver en este proceso de enamoramiento. Así pues cuando vemos a la persona amada se activan en nuestro cerebro algunas zonas como el córtex anterior cingulado, produciendo sensaciones de euforia. Pero al mismo tiempo las áreas encargadas de realizar juicios sociales y valoración se inactivan, lo que explicaría la frase “ciego de amor”.



Aunque nos atraen las personas con rasgos similares a los nuestros, tendemos a elegir el olor de quienes tienen un sistema inmunológico distinto. Incluso influye el tipo sanguíneo (A, B, AB, O), ya que la atracción suele suceder con las personas del mismo tipo.



La atracción tiene mecanismos diferentes en hombres y en mujeres En los hombres intervienen más los ojos, en la mujer los oídos, y en ambos el olfato: en especial las feromonas, unas sustancias capaces de producir modificaciones en el sexo opuesto y que tienen que ver con la atracción instantánea, el cacareado “amor a primera vista”. Después del orgasmo, el sistema límbico del cerebro libera la hormona oxitocina, llega a subir hasta 400 % por encima del nivel normal, que ayuda a forjar lazos permanentes. La hormona actúa cambiando las conexiones de los miles de millones de circuitos cerebrales. Cuando se combina con los estrógenos, hormonas femeninas, la mujer se siente cariñosa y conversadora. Pero cuando se mezcla con las hormonas masculinas, la testosterona,  provoca una necesidad incontenible de dormir. Si se tienen suficientes relaciones con la misma persona es muy probable que esta bomba de hormonas nos haga perder la cabeza por alguien.



Para explicar el “enamoramiento” desde un punto de vista más científico se debe tener en cuenta la intervención de las sustancias monoaminas “como la dopamina, un neurotransmisor y una hormona que se asocia con un sistema de recompensa y placer en el cerebro”, al secretarlas nos sentimos muy bien. Un cerebro enamorado  experimenta menos dolor, y además se le suma el factor de crecimiento neural, y se reduce el neurotransmisor serotonina, que hace que la persona tenga pensamientos y conductas obsesivas por el otro.



La feniletilamina (FEA), anfetamina que segrega el cuerpo, es una de las sustancias implicadas en el enamoramiento. Este compuesto activa la secreción de dopamina, neurotransmisor implicado en las sensaciones de deseo y que nos hace repetir lo que nos proporciona placer, y produce oxitocina que activa el deseo sexual.



Cuando el cerebro se  inunda de esta sustancia, este responde secretando dopamina, neurotransmisor responsable de los mecanismos de refuerzo del cerebro, de la capacidad de desear algo y de repetir un comportamiento que genera placer, norepinefrina y oxiticina, que además de estimular las contracciones uterinas para el parto y producir leche, es un mensajero químico del deseo sexual, y estimula los neurotransmisores que originan al enamoramiento. Tal mezcla de compuestos hace que los enamorados permanezcan horas haciendo el amor y noches conversando, sin cansancio, que estén siempre excitados, que necesiten al otro como una droga y que su capacidad para juzgarla se reduzca a cero.




Pero la producción de dopanima tiene fecha de caducidad, por ello en un periodo de uno a tres años, la producción de dopamina cae de forma brutal. En este tiempo las parejas pasan a la ‘atracción intelectiva’, lo que hace que empiece a valorarse al otro mucho más que como una persona que lo atrae física, sensual y sexualmente y pasa de la etapa en la que se dice “te deseo” a la que se dice “te quiero”. 



4 de febrero de 2017

La La Land (La ciudad de las estrellas)

Sinopsis: Mia, una aspirante a actriz que trabaja como camarera, y Sebastian, un pianista de jazz que se gana la vida tocando en sórdidos tugurios, se enamoran, pero su gran ambición por llegar a la cima amenaza con separarlos.

Seguro que has oído hablar de ella, no en vano es la película más comentada de los últimos meses. Su trayectoria de premios hasta el día de hoy es de récord; obtuvo nada menos que 7 Globos de Oro, convirtiéndose en la película más galardonada de la historia de estos premios,  y por si fuera poco tiene 14 nominaciones a los Oscar, algo que sólo habían conseguido antes dos películas, Titanic (1996) y Eva al desnudo (1950). Además en taquilla tampoco le ha ido nada mal y lleva recaudados en todo el mundo alrededor de 230 millones de dólares siendo su presupuesto inicial de 30. Y lo más difícil, ha conseguido todo esto siendo un musical.
¿Cuáles son las virtudes de La La land para haberse convertido en este fenómeno mundial? Pues su capacidad para hacer soñar. Es así, como una película para soñadores, como la definió Emma Stone, la actriz principal que da vida a Mia. Sobre este tema Damien Chazelle, el director, dijo que “ahora más que nunca necesitamos esperanza y romanticismo en las películas. Son el lenguaje de los sueños, porque la realidad a menudo no está a la altura de nuestras fantasías”.



Romanticismo, fantasía, música, amor, sueños… La La Land homenajea a las películas clásicas, al propio Hollywood  y a los musicales de los años 50, y lo hace con tanto acierto, tanto cariño que en cada fotograma se percibe esa pasión contagiosa por el cine y por la música jazz que tiene el director.  Sin duda alguna La La Land es un precioso homenaje a ese cine vibrante, colorido y elegante de la época dorada.
Personalmente no suelen gustarme los musicales, antes me encantaban pero tras algunas malas experiencias, de tres horas de duración, dejaron de gustarme. Sin embargo esta película es muy llevadera en ese sentido. Los números musicales no interfieren en el ritmo de la película y es más, saben a poco.



La temática y el estilo  me recordaron a otra película estrenada este año, Café Society de Woody Allen, pues ambas tienen un poso de melancolía, ambas comparten un desarrollo de personajes muy similar, y ambas están  sobresalientes en ambientación y fotografía. Además de esto los dos actores protagonistas están espectaculares, se nota una química especial entre los dos, además cada uno en su papel consiguen trasmitir infinidad de emociones distintas, de darle realismo a su historia.



La La Land es una película magnética. Todo lo que pasa durante sus dos horas de duración te atrapa y te trasporta donde quiere.  Posee una capacidad de evasión increíble, y por todo ello para mí es una película que te recomiendo. No te arrepentirás de verla.


31 de enero de 2017


El sueño es un estado activo en el que ocurren cambios en las funciones corporales y mentales  muy importantes para el equilibrio físico y psicológico. Durante el sueño se producen cambios hormonales, bioquímicos, metabólicos y de temperatura, necesarios para el buen funcionamiento del ser humano durante el día.


Fases del sueño

Las fases del sueño se inician con la somnolencia. En esta etapa el cuerpo inicia una relajación muscular, la respiración se vuelve uniforme, y la actividad cerebral es más lenta que la que existe durante la vigilia, similar a la fase REM. En la fase 2 las ondas cerebrales se ralentizan un poco más. Hasta llegar a un sueño más profundo, que recibe el nombre de sueño lento o fase Ÿ, en la que las ondas cerebrales ya son muy lentas, se necesitan fuertes estímulos acústicos o táctiles para despertar y predomina en la primera mitad de la noche. Posteriormente, ascendemos de nuevo hacia la fase 2, para entrar en una nueva situación fisiológica a la que llamamos fase REM porque la característica de esta fase son los movimientos oculares rápidos. Al conjunto de estas cuatro fases (1, 2, 3/4 y REM) se le llama Ciclo de Sueño, y suele tener una duración total de 90-100 minutos. Estos ciclos se repiten en 4 o 5 ocasiones durante una noche completa.
Durante la primera mitad de la noche se pasa más tiempo en sueño profundo y en la segunda mitad predominan las fases 2 y REM. Es importante que realicemos el tiempo suficiente de cada fase de sueño porque cada fase proporciona una restauración física o mental en nuestro organismo. Es decir, cada fase tiene una función específica para poder funcionar durante el día.



Funciones del sueño

Las funciones del sueño continúan siendo un enigma biológico.  La teoría adaptativa es la más antigua, y sugiere que el hecho de que durmamos por la noche, quedando inactivos,  nos aleja del peligro en un momento en que somos vulnerables frente a los depredadores, lo que facilita la supervivencia.
Pero hay otras que apuntan a que su labor sería la de:
Restaurar funciones muy importantes para nuestro cuerpo, como la reparación de tejidos, la síntesis de proteínas, el crecimiento muscular… Gracias a estos mecanismos se mejora la función cognitiva además de combatir el cansancio neurológico.
Conservación de energía; al dormir se produce un descenso en la temperatura corporal y las necesidades calóricas. El sueño supone una reducción del gasto energético en un 10%. Por lo tanto, el ahorro de energía en las ocho horas de sueño de una persona es de 120 calorías.



Plasticidad cerebral. El sueño se enlaza con cambios en la organización y estructura cerebral. El sueño es básico en los niños, que necesitan un desarrollo cerebral muy importante. Los bebés duermen entre trece y catorce horas diarias y la mitad de este tiempo lo hacen en sueño REM (la privación de esta fase de sueño afecta a la capacidad para consolidar el aprendizaje o desarrollar diferentes tareas).
Todos los investigadores están de acuerdo en considerar que el sueño tiene una función vital relacionada con la integridad neuronal y la remodelación de las conexiones sinápticas.



Consecuencias de no dormir

La privación del sueño REM en un momento crítico del desarrollo produce cambios que perduran en la función cerebral y pueden inhibir la respuesta de crecimiento del cerebro.
Entre los múltiples beneficios que trae un sueño reparador, científicos de la Universidad de Wisconsin han descubierto que dormir es crucial para la producción de mielina, una proteína que actúa como un auténtico lubricante para el cerebro.
La mielina es una proteína liposoluble que protege las células del sistema nervioso. Al dormir, (concretamente durante la fase REM, que es cuando soñamos) el organismo produce mielina. Si el sujeto, en cambio, es obligado a permanecer despierto, la proteína no se genera y hay más células que sufren estrés y mueren.



MÁS

1. Las personas ciegas sueñan
Las personas que quedaron ciegas después de nacer pueden ver imágenes en sus sueños. Los que nacieron ciegos pueden soñar aunque no con imágenes, sus sueños son igual de vividos e involucran a sus otros sentidos como olor, tacto y sonido.



2. Olvidamos el 90% de nuestros sueños
En los primeros 5 minutos tras despertar olvidamos la mitad de lo que soñamos y a los 10 minutos el 90%.
El poeta Samuel Taylor Coleridge, despertó una mañana después de tener un fantástico sueño, y se dispuso a escribir su “visión en el sueño” en lo que se convertiría en uno de los más famosos poemas: Kubla Khan. Pero fue interrumpido, Coleridge trato de continuar con el poema pero no pudo recordar el resto de su sueño, y el poema nunca fue terminado.
Curiosamente, a Robert Louis Stevenson le llegó por medio de un sueño la historia del Doctor Jeckyll y el señor Hyde, y hay mas escritores que han dicho esto, también se dice que Frankenstein de Mary Shelley nació por un sueño que tuvo su autora.

3. Todos soñamos
Todos los humanos soñamos (a excepción en casos de extremo desorden psicológico) pero los hombres y las mujeres tienen diferentes sueños y reacciones físicas. Los hombres tienden a soñar más acerca de otros hombres, mientras que las mujeres sueñan al igual con hombres y mujeres.



4. Los sueños previenen la psicosis
Estudios recientes  han demostrado que a las personas que se les despierta justo cuando empiezan a soñar, pero que aun así duermen sus 8 horas, experimentan dificultades de concentración, irritabilidad, alucinaciones y signos de psicosis después de solo 3 días.

5. Solo soñamos con lo que conocemos
Es natural que en nuestros sueños estén llenos de extraños que forman parte de nuestro sueño, sin embargo tu mente no inventa sus caras, son caras de gente real que hemos conocido a lo largo de nuestra vida, pero que no recordamos.



6. No todos sueñan a color
Alrededor del 12% de la gente sueña solo en blanco y negro. El resto sueña a color.

7. Los sueños no son de lo que tratan



8. La gente que ha dejado de fumar, tiene sueños más vividos

9. Estímulos externos invaden nuestros sueños

Esto se conoce como Incorporación del sueño y es una experiencia que seguramente muchos han tenido, cuando por ejemplo un sonido real se incorpora de algún modo a lo que soñamos.

10. Estás paralizado mientras sueñas

Aunque suene increíble, tu cuerpo está paralizado durante el sueño, esto es así para prevenir que tu cuerpo realice las acciones de tus sueños.
Algunas glándulas comienzan a segregar una hormona que ayuda a inducir el sueño y tus neuronas envían señales a la médula espinal que causa que el cuerpo se relaje y más tarde sea esencialmente paralizado.


11. Existen los sueños premonitorios
Los resultados de varias encuestas realizadas en lugares de gran población indican que entre 18% y 38% de las personas han experimentado al menos un sueño premonitorio y el 70% han experimentado un déjà vu.

12. Los sueños expresan emociones
La emoción más común es la ansiedad. Y las emociones negativas son más comunes que las positivas.



13. Se tienen entre 4 y 7 sueños en una sola noche.

14. Los animales también sueñan
Se han hecho estudios sobre diferentes animales y todos ellos muestran las mismas ondas cerebrales que muestran los humanos durante el sueño.



15. Es posible tener un orgasmo real mientras se está soñando

16. Usar el teléfono móvil antes de dormir es perjudicial, ya que la luminiscencia de la pantalla puede llegar a «engañar» a tu cuerpo y alterar la secreción de melatonina, hormona natural interna inductora del sueño. Además, retrasan nuestro reloj circadiano, disminuyen nuestro sueño REM e hiperexcitan el cerebro, cuando más necesitamos desconectar.




17. El mayor récord registrado de una persona que ha permanecido despierto sin el uso de estimulantes lo consiguió Randy Gardner en 1965 cuando tenía 17 años después de pasar 264 horas sin dormir.




28 de enero de 2017

Los dibujos de Aubrey Vincent Beardsley

Aubrey Vincent Beardsley (Reino Unido 1872, Francia, 1898) fue un conocido ilustrador cuyo estilo curvilíneo característico del Art Nouveau y de la plasmación del espacio que había observado en los grabados japoneses dio como resultado obras de gran sensualidad. Su interés por el dibujo se manifestó ya durante su infancia, pero no inició estudios de arte hasta los diecinueve años, en la Westminster School, al entablar relación con el pintor prerrafaelita sir Edward Burne-Jones. En 1894 fue nombrado ilustrador y redactor de la revista The Yellow Book y más tarde de The Savoy. Entre sus ilustraciones más famosas se encuentran la obra Salomé de Oscar Wilde (1894) y, por su erotismo más explícito, la Lisistrata de Aristófanes (1896). Pese a que se mantenía bastante al margen de los escándalos que rodeaban a Wilde, del que era muy amigo, el rechazo que éste sufrió debido a su homosexualidad le supuso algunos perjuicios a escala profesional. Inválido desde 1896, murió a la edad de veinticinco años.












24 de enero de 2017

5 misterios y leyendas negras de Hollywood


La misteriosa muerte de Natalie Wood

Aunque llegó a ser una exitosa actriz la vida de Natalie Wood no fue fácil. Su infancia estuvo marcada por la ambición de su madre que volcó en ella sus sueños frustrados, pero ya incluso antes de nacer sobre ella había caído una extraña profecía que marcaría su destino para siempre, la que hizo una adivina a su madre durante su embarazo: aquella predicción dijo que sería una gran estrella pero también que tendría que tener mucho cuidado con las aguas oscuras. Tanto influyeron aquellas palabras en su vida  que Natalie nunca aprendió a nadar ya que le tenía verdadero pánico al agua. Y fue el agua la que causó su muerte en la madrugada del 28 al 29 de noviembre de 1981, aunque las circunstancias de su muerte están rodeadas de misterio.  
Natalie se habría ahogado aquella noche al caer accidentalmente de su yate, el “Splendour”.
Su cuerpo se encontró a  400 metros de la embarcación con moratones por todo el cuerpo y una abrasión en la mejilla izquierda. La autopsia no fue capaz de dictaminar si se habían producido antes o después de la muerte. La tasa de alcohol en sangre era de 0,14%. La autopsia desveló que había tomado una pastilla contra el mareo y un tranquilizante, que amplifica los efectos del alcohol, y también la hora de la muerte, las doce de la noche.
La primera versión que se dio fue que se había tratado de un accidente pero una  hipótesis posterior apunta a un posible asesinato. El informe final especificaba que la muerte de la actriz se había producido por “ahogamiento y otros factores indeterminados”. Esos factores indeterminados dieron pie a muchas especulaciones que tenían al marido de Natalie, Robert Wagner, como responsable.
Según parece aquella noche había discutido con su mujer antes de que desapareciese. Robert había declarado que la última vez que la  vio fue mientras se cepillaba el pelo antes de cerrar la puerta de su camarote para meterse en la cama. Cuando regresó, unos minutos después, Natalie ya no estaba. Robert, sin embargo, no comunicó la desaparición hasta 90 minutos más tarde.
Años después, el capitán del barco, Dennis Davern, admitió que había mentido en  su testimonio original por petición de Wagner. La hermana de Natalie, Lana Wood, asegura que el capitán le llamó una noche, borracho, y le confesó la verdad. Supuestamente Wagner habría empujado a Natalie al mar y no habría hecho nada para ayudarla. “Déjala, necesita una lección”, le habría dicho al capitán.
A pesar de todo, y después de una nueva investigación, el caso volvió a archivarse y hasta hoy  la verdadera causa de la muerte de Natalie Wood sigue estando rodeada de muchos interrogantes.



Roman Polansky violó a una menor en 1977

En 1977 Roman Polanski había alcanzado una posición como director de cine tras éxitos como Rosemary´s baby, Tess, o El baile de los vampiros. Por aquel entonces tenía 44 años y conoció a Samantha Gailey de sólo trece en un restaurante. Con la promesa de hacerle unas fotos para la revista Vogue la invitó a la mansión de su amigo Jack Nicholson para una sesión de fotos en la que el director terminó pidiéndole que se quitara la camisa.
Después estuvieron bebiendo champán y tomando “Quaaludes”, un medicamento muy famoso entre el star system de aquella época. Dicho medicamento era un depresor del sistema nervioso central con efectos muy similares a los barbitúricos. Lo que pasó a continuación sigue siendo objeto de polémica. Lo que está claro es que Roman mantuvo relaciones sexuales con la niña y que posteriormente fue acusado de violación.

Polanski siempre mantuvo su inocencia, asegurando que aquellas relaciones fueron consentidas y apoyando su inocencia en que la niña ya no era virgen.
El escándalo fue muy sonado y la prensa se volvió muy incisiva. Tal  revuelo mediático llegó a oídos del juez que estaba encargado del caso, Laurence J. Rittenband. Por lo visto este juez habría actuado de forma arbitraria declarando que encerraría al director para el resto de su vida. Ante la perspectiva de no tener un juicio justo Roman huyó a Europa. Nunca hubo una sentencia y este proceso dura hasta la actualidad.
Samantha Gailey declaró haber perdonado al director hace tiempo, y que la parte más difícil del proceso fueron las acusaciones de habérselo inventado todo para ganar popularidad, así como el comportamiento del juez al que acusa de haber estado más interesado en su notoriedad que en velar por sus intereses.



La polémica muerte de Murnau

Friedrich Wilhelm Murnau (1888-1931) fue uno de los cineastas más relevantes de la historia del cine. Con “Nosferatu, una sinfonía del horror” (Nosferatu. Eine Symphonie des Grauens, 1922)  alcanzó  notoriedad, a pesar de que su éxito se vio empañado por la lucha por los derechos de autor con la viuda del escritor Bram Stoker al que “Nosferatu” plagia claramente. Aún así Murnau se convirtió en un director respetado y llegó a mudarse a Estados Unidos para continuar en Hollywood su carrera, siendo su debut en aquellas tierras “Amanecer” (1927). Sin embargo nunca llegó a encajar en aquella industria, básicamente por su agitada y polémica vida íntima. Corrían muchos rumores sobre su bisexualidad, pero fue su muerte en un desgraciado accidente lo que desató todo tipo de especulaciones.
El 11 de marzo de 1931  el director alemán Friedrich Murnau y su joven chófer filipino García Stevenson perdieron la vida en un accidente automovilístico al salirse de la carretera. Aquello no hubiera tenido más si no fuera por los  rumores que corrieron sobre este hecho; y es que debido a la posición y circunstancias en que  se encontraron los cuerpos, se especuló que la causa pudo ser una distracción al estar Murnau practicando sexo oral a su chófer que sólo tenía catorce años de edad.


La trágica muerte de Brandon Lee

La trágica muerte de Brandon Lee durante el rodaje de “El cuervo” se atribuyó a una maldición familiar. Su padre, Bruce Lee, también murió en extrañas circunstancias en 1973 a los 32 años.  Una teoría cuenta que podría haber sido asesinado por un maestro de Kung Fu mediante la técnica de “dim mak” o “toque de la muerte”, al considerar que había revelado a los accidentales secretos de las artes marciales. Lo cierto es que Bruce Lee murió por una reacción a un medicamente que le provocó una inflamación del cerebro, un coma y la posterior muerte.
En el caso de su hijo Brandon Lee todo se debió a un error fatal. Durante el rodaje de una de las escenas de la película  “El cuervo” (1994) en las que debía ser tiroteado, una bala real se coló en una de las pistolas por un descuido de los especialistas al mezclar la munición real con la de fogueo. El disparo alcanzó a Brandon en el abdomen afectándole la columna vertebral. Aunque fue inmediatamente trasladado a un hospital y sometido a una operación de seis horas finalmente la sangre perdida provocó la muerte del actor, tenía tan sólo 28 años.
Durante años corrió el rumor de que el material filmado con la muerte del actor se había incluido en la película pero lo cierto es que debido a un acuerdo legal esas imágenes fueron destruidas para evitar su difusión.
Brandon Lee fue enterrado junto a la tumba de su padre en el cementerio de Lake View de Capitol Hill, Seattle en Washington.



Muerte por pintura, Shirley Eaton

Su personaje sólo aparece durante tres minutos en la película “James Bond contra Golfinger” (1964), pero causó tanto impacto que es una de las imágenes más recordadas de la historia del cine.
Su breve intervención la convirtió en una de las actrices más fotografiadas de los sesenta, y todo por un rumor que se extendió como la pólvora.
En la película el personaje de Shirley Eaton muere al ser cubierta con oro por asfixia cutánea.  Tal y como explica Bond en la película, ésta se produce cuando se cubre todo el cuerpo con pintura y no se deja una zona de la base de la columna sin pintar. Pero tras la película empezó a difundirse que la actriz había  fallecido realmente durante  el rodaje. Obviamente todo se trató de una leyenda urbana. Ya que para prevenir cualquier posible contratiempo a la actriz no se le pintó el estómago por temor a que la asfixia pudiese ocurrir  y además durante la grabación hubo un médico presente en todo momento.
Lo único cierto que hay en toda esta historia es que poco después la actriz se retiró del cine para dedicarse a su familia. Una decisión no muy frecuente, y tomada de forma tan repentina, que bien pudo dar pábulo a esos rumores macabros.  

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...